Ruta Diagonal – Sants – Les Corts

Ruta Diagonal – Sants – Les Corts

847
0

El paseo de Sant Joan es una zona fantástica para empezar una ruta. Ancho, liso y con una ligera pendiente, con una joya del modernismo poco conocida como la Casa Macaya que puede entretenernos mientras esperamos a los demás.

Desde este punto podemos ir subiendo por el carril bici de la Diagonal. Es un trayecto bastante bueno salpicado de algunos edificios singulares, como la Casa de les Punxes o el neoclásico Palau Robert, aunque en este tramo uno no debe despistarse mucho ni perder de vista la calle: no sólo hay que estar atento a las bicicletas y a los peatones que cruzan, sino también a las paradas del autobús y los kioskos, pegados al carril en todo el tramo hasta llegar a Francesc Macià.

Desde aquí bajamos Josep Tarradellas, que aunque en la parte inicial está un poco más descuidado, luego se convierte en un tramo de asfalto liso y cómodo para hacer algo de técnica.

Los alrededores de la estación de Sants son actualmente una maravilla, con grandes tramos de asfalto muy liso prácticamente nuevo y con el tráfico cortado en todo el tramo entre la estación y el parque de la Espanya Industrial, antaño recinto de una fábrica téxtil con ese nombre que ha dado paso actualmente a un pequeño parque con lago y centro cívico. Si tenemos tiempo vale la pena entrar en la zona del parque, está bien asfaltado en las zonas de acceso y paseo y puede ser un bonito sitio donde hacer una pausa.

El passeig de Sant Antoni es un tramo salpicado de terrazas y bastante concurrido de gente, pero suficientemente ancho para cruzarlo sin problemas. Quizás cuando se cruza la plaza de Sants y se llega a la arteria principal a uno le dan ganas de ir por las baldosas de las aceras, pero a menos que sea domingo mediodía o horas poco comerciales, yo lo desaconsejo puesto que es uno de los tramos comerciales con más actividad, y terminas por ir a ritmo de peatón. Por eso me siento más cómodo circulando por las calles d’En Blanco y Tirso de Molina, zona 30 pero con cruces donde a veces uno debe mirar dos veces.

Y llegamos por fin a Rambla Brasil/Carles III. Se trata de la cubierta de una vía rápida y con una ligera pendiente, perfecto para intentar hacer un sprint en subida hasta Maria Cristina para hacer un poco de cardio cogiendo a la vez más fondo.

Esto nos deja en el límite oeste del casco antiguo de Les Corts, un barrio peatonal bastante llano y con dos plazas donde poder hacer una pausa, plaza Comas y plaza Concòrdia. No es un barrio con monumentos destacables, aunque aún conserva fincas típicas de la burguesía de finales del XIX y principios del XX. Entre estas destaca Can Deu en la plaza de la Concòrdia, una finca modernista que se puede visitar (actualmente es un centro cívico).

Como amante del arte urbano (y en especial del graffiti), os invito a acercaros al “eterno” solar de Numància/Anglesola donde uno puede ver ese homenaje urbano a dos grandes escritores: Mercè Rodoreda y Salvador Espriu.

Y finalmente llegamos a la Diagonal, donde en el lado montaña de la avenida encontramos el mejor tramo para patinadores, ciclistas y corredores. Para cerrar un poco la ruta y como fase ya de descanso propongo coger en dirección centro hasta Francesc Macià, que es bajada. Aunque si hay tiempo y aún nos queda energía, podemos tomar dirección oeste y terminar en el parque Cervantes.

A continuación mi valoración sobre la dificultad de los tramos. La ruta también se encuentra subida en Wikiloc.

Azul: el cielo hecho suelo: asfalto liso y mayormente llano. Apto para niños y principiantes.
Verde: buen asfalto pero con desnivel. Requiere mínimo dominio del freno.
Ámbar: aceras no lisas, cruces con tráfico, ya requiere una cierta autonomía y seguridad.
Rojo: calles normalmente de zona 30, sin aceras anchas, no apto para horas de gran tráfico. Con mucha precaución.

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario