Randori

Randori

382
0

Alguna vez intento ir a Mataró a la última clase de la semana, la del viernes a partir de las 20.30h. Es una buena forma de desconectar del trabajo de una semana y sentir que el fin de semana ya ha llegado. Hace ya unas cuantas semanas de la última, y coincidió que la clase terminó con un randori, aparentemente sencillo. Era algo que nunca había practicado.

Un randori es ataque libre por parte de más de un uke. Lo vi por primera vez en Aikido Kihon, donde al finalizar todas las clases los alumnos de más nivel lo practicaban. Se suele o bien esquivar el ataque saliendo de la línea de ataque o ejecutar proyecciones. Dado que tras resolver un ataque ya tenemos a otro uke entrando de nuevo no hay tiempo para inmovilizaciones ni agarres elaborados.

Aparentemente sencillo, o eso creía yo desde fuera. Pero en esa primera experiencia me sentí bloqueado y agobiado, y volví a sentir esa sensación de los primeros meses de aikido de ser un estorbo allí en medio y que sólo quería salir y quedarme en seiza tranquilo.

Días más tarde los compañeros de Aikido Vilanova publicaron con gran acierto una entrada sobre este tema que hablaba de “esa sensación de agobio quizás difícil de expresar en palabras”.  Recomiendo leerlo, además incluyen en el artículo un video con una recopilación de randoris.

SIN COMENTARIOS

Deja un comentario